Post Format

SIDA: Prometedor implante vaginal protegería a mujeres del VIH

Leave a Reply

Aún no se encuentra la cura contra el SIDA; sin embargo, la Universidad de Waterloo ha desarrollado una nueva forma de combatir la transmisión del VIH, un prometedor implante vaginal que podría inmunizar a las mujeres. Esta universidad, ubicada en Canadá, lleva años trabajando en el implante, el cual puede proteger a las mujeres de la infección con el virus del SIDA (VIH).

El estudio fue publicado por el Journal of Controlled Release el 13 de marzo de 2018. Este innovador implante utiliza una estrategia particularmente astuta. Cuando el VIH ingresa a un nuevo organismo, se dirige principalmente a las células del sistema inmune, en particular a las células T que se envían para luchar contra el virus invasor.

Los linfocitos se movilizan para enfrentarlo, el VIH los contamina, lo que le permite reproducirse. Este es el comienzo del proceso de infección. Pero si las células T no reaccionan a la llegada del virus de la inmunodeficiencia humana, si permanecen en silencio el arma y no se enfrentan, reduce la cantidad de células que el virus VIH puede contaminar . En este caso, la infección no se transmite.

Los autores encontraron estas situaciones de respuesta inmune débil en las trabajadoras sexuales de Kenia. Estas mujeres tuvieron relaciones sexuales con clientes VIH-positivos pero no contrajeron el virus debido a la falta de reacción de sus linfocitos. Ellas eran naturalmente inmunes. La idea es, por lo tanto, inducir artificialmente, de manera medicinal, y directamente en el lugar de la infección, tal ausencia de reacción.

Se combate el SIDA con un método bastante creativo

El implante vaginal planteado por el equipo, presenta aproximadamente la forma de una T transparente. Consiste en dos brazos flexibles que permiten el establecimiento y un tubo hueco que contiene hidroxicloroquina. Esto se disemina lentamente a través del material poroso que forma el cuerpo del implante.

La hidroxicloroquina, inicialmente un medicamento contra la malaria, es luego absorbida por las paredes de los genitales. La difusión de esta molécula causa una atenuación significativa de la activación e inflamación de los linfocitos T vaginales. Localmente, los linfocitos son inmunes, ya que no reaccionan al VIH, no lo combaten y, por lo tanto, no están contaminados por él.

Aunque hasta ahora se han realizado pruebas solo en conejos, los resultados han demostrado ser prometedores y permiten considerar nuevas estrategias de prevención para reducir la infección por el VIH. Ya que si podríamos tardarnos muchos años más en descubrir la cura contra esta temible enfermedad; al menos la podremos prevenir con estos métodos innovadores.

0

Leave a Reply

Required fields are marked *.